Coming back home, hombres blanditos

P1010980

 

De colchón, de rinconcito;

redonditos y acogedores.

Reivindico la masculinidad blandita

que acaricia, besa y cuida

con cálido y cercano amor:

un corazón que se extiende más allá de las manos.

Mirada cómplice y comprensiva,

paciencia sexie y sonrisa;

hombres que abrazan dejando el espacio necesario para ser mujer.

Sus brazos son un lugar donde encontrarse

descansar y sumar fuerzas;

reconquistar el mundo entre los dos,

devolvernos lo que en algún momento accidentado perdimos.

Esta entrada fue publicada en Amores que viven, Prosías y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s